— Verba Volant

Lección de ángulos

Ángulos

Sin saber muy bien por qué, hoy he pensado en los ángulos. Y, puestos a enredar en el cacumen, he pensado, por el mismo precio, que los ángulos son una manera muy adecuada para estudiarnos a nosotros, los humanos: dos líneas que parten de un punto común. Como las personas, los hay rectos, agudos, obtusos (esos son los peores) y, por ponerlo difícil, por haber, los hay hasta completos. Como las personas, los ángulos se relacionan, y son complementarios, suplementarios y adyacentes. Los hay –incluso– opuestos por el vértice. Seguro que me dejo algo, casi seguro. No soy experto en ángulos.

Tampoco soy un experto en los seres humanos, tan angulados. Nosotros.

(Imagen de Claudio Núñez)

2 comments
  1. GELU says: abril 23, 20094:11 pm

    Buenos días, de nuevo, Raúl Urbina:

    Esta entrada tuya me ha recordado un comentario que hice en Diario de Burgos digital, en el Blog de su director, y que al hacerlo desaparecer, he perdido.

    Otro día, comentaré sobre ello.

    Te pongo el link, pues me encanta Jesús Lizano, y como a él, me gustan las personas curvas.



    Saludos.

  2. pablo miguel sim&oac says: abril 23, 20099:25 pm

    Está claro que, si partimos del mismo punto verdadero, aunque cada lado se dirija por su camino al infinito siempre se podrá hallar la bisectriz (qué bonita palabra) y encontrar el diálogo. Aguda entrada.

Tu comentario

*

A %d blogueros les gusta esto: