Pues sí, iba a escribir una entrada

Pues sí, iba a escribir una entrada. Había seleccionado un par de temas suculentos, con enlace abundante, con parafernalia varia. Con fotos bonitas. Luego me ha dado pereza y me iba a poner con el catálogo de las fotos que no existen. Luego la mente se me ha quedado en blanco alpino. Mi corazón no estaba con ánimo para ponerle sesos al caos, así que he querido hablar de los signos, o de las metáforas, o de la vida. Pero me temo que hoy ha sido uno de esos días en los que iba a escribir una entrada. Y, escribiéndola, no la he escrito. Y, no escribiéndola, la he escrito. Porque las apariencias engañan. Porque la verdad y la mentira se encuentran en el mismo cuadrante del mapa de nuestro Universo.

7 comentarios en “Pues sí, iba a escribir una entrada”

  1. Leo que sigues no-escribiendo… Pronto me pondré al dia con tus posts. Besotes, M.

    P.D. ¿Qué pasa que no puedo imprimir mi comentario? He rellenado la info. necesaria pero no pasa nada. ¿Tan pronto me he convertido en persona non-grata (sniff…)?

  2. -¡¡Raúl, que recojas el calzoncillo que lo has dejado por ahí tirado!!

    Seguro que tu madre, harta de verte tirado en el sofá te repetía lo mismo una y otra vez. Tú te rascabas la barriga y retozabas un poco más entre cojines.

    _________________________________________________________________________

    ¡Que literario me ha quedado el mismo mensaje de Alberto. 😛

    Oye que no todo cuela. Que "semos" un público exigente. Y no te llevas una colleja porque no llego

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: